El destino de China en el Sistema Internacional

El “sueño chino” es un concepto aún en desarrollo y es el lema del nuevo presidente de China Xi Jinping. Un nuevo referente que le da sentido a lo que China está haciendo hoy y lo que quiere ser en el futuro. Pero ¿cómo el “sueño chino” tiene implicaciones en la proyección de ese país como líder global? Podemos responder este interrogante diciendo que mediante un gran poder de persuasión, el modelo de sociedad propuesto por Xi Jinping será el de todos, y en esa medida, se alcanzará el gran sueño colectivo de prosperidad y liderazgo internacional.

Xi Jinping, formación y origen político

El 14 de marzo de 2013, Xi Jinping asumió la Presidencia de la República Popular China, sucediendo a Hu Jintao. Su padre, Xi Zhongxun, fue uno de los héroes de la revolución de 1949 y compañero de Mao. Durante la Revolución Cultural debió ir a trabajar al campo en la provincia de Shaanxi, luego de que su padre fuera enviado a prisión. A diferencia de los anteriores líderes, ingresó a la Escuela de Humanidades y tiene una formación internacional muy fuerte, viajó por todo el mundo, tiene una hija que estudia en Harvard y no le es extraña la psicología occidental.

El nuevo Presidente integra un grupo conocido como la Quinta Generación de Líderes, o los diwudai. Mientras que los dirigentes de la tercera (disandai) y la cuarta (disidai) generación están integrados en su mayoría por tecnócratas, los diwudai se especializan en el ámbito de las ciencias sociales. Xi estudió ingeniería química en la Universidad de Tsinghua, en Pekín y también obtuvo el doctorado en teoría marxista en la Escuela de Humanidades y Ciencias Sociales.

Los diwudai no forman un grupo único. Está la Coalición Populista, liderada por Hu Jintao, y la corriente de la Coalición Elitista. Los principales dirigentes de la coalición son conocidos como “príncipes” (taizi) debido a que son hijos de altos funcionarios del Partido del período maoísta y comienzos de la época de Deng. Xi Jinping, es un taizi, y resume su objetivo fundamental en el logro del llamado “sueño chino”.

El “sueño chino”

Los sueños ordenan los deseos y los proyectan hacia afuera en un lenguaje llamativo que persuade. Son el mejor ejemplo del Soft Power, poder blando que cuando consigue adhesiones, convierte el modelo de sociedad propuesto en objeto de deseo para millones de personas.

Dentro de la historia de Estados Unidos, la existencia de una ideología que conquistó la sociedad, le permitió expandirse territorialmente, y ser potencia en lo económico y militar. La doctrina del “Destino Manifiesto” ¿Por qué no China? ¿Por qué no idearse su propio “destino histórico” después de años de guerras civiles, hambrunas y carencias, para llegar al fin a la prosperidad?

La primera vez que se habló del “sueño chino” fue en el diario New York Times, en octubre del 2012, cuando el columnista Thomas Friedman, dijo que el gobierno de Jinping buscaría que China encontrara su propio sueño, no el americano, sino aquél que le era propio, lo que significaba una mejor calidad de vida para la mayor parte de la población (Friedman, 2012).

El propio presidente ha ido descubriendo paulatinamente los elementos que integrarían este sueño. En su visita al Rancho Mirage, durante la primera cumbre con Obama celebrada en California, Xi aclaró: “Con el sueño chino buscamos prosperidad económica, renovación nacional y bienestar para el pueblo. El sueño chino es de cooperación, desarrollo, paz y beneficios para todos, y está conectado al sueño americano y a los bonitos sueños que otros pueblos en otros países puedan tener” (Caño, 2013).

Para que el “sueño chino” sea una realidad deberá ajustarse a los objetivos del Partido Comunista Chino que son alcanzar una vida modestamente acomodada general hacia el año 2021 (en que se celebrará el centenario del Partido), y que en el año 2049 (centenario de la Revolución de Mao y del régimen comunista) China sea un país socialista moderno, rico, fuerte, democrático, civilizado y armonioso. No es previsible que Xi se aparte de la ideología ni de las decisiones del Partido. No será un reformista, sino que dentro de los límites y el rumbo marcado por el Partido, desarrollará su propio estilo.

China en la escena internacional

El “sueño chino” incluye un estado de moderado bienestar para toda la sociedad, dentro de un país socialista moderno, próspero y fuerte, impulsando el desarrollo económico mediante la expansión del sector privado y los lazos con los mercados mundiales, con una industria fuerte y sin dejar de ser un estado de partido único. Esto significa la proyección de China como líder global, desafiando el poder económico, político y militar de Estados Unidos en la escena internacional.

Ya lo están logrando. Su modelo de crecimiento se ha orientado hacia la industrialización exportadora, diversificándose en bienes terminados y semi-terminados, incluyendo artículos electrónicos. El resultado es un saldo favorable en la balanza comercial, en el de la cuenta corriente de la balanza de pagos y un segundo lugar en PIB.

En conclusión, el “sueño chino” es el imaginario que inspira a todo un pueblo, a los que pretenden un apartamento, un buen carro, buen salario, vacaciones y una vejez tranquila. Cada pequeño sueño hecho realidad es el “sueño chino”. Lograr un país sin corrupción, con un buen nivel de bienestar social y con personas que se sienten orgullosas de vivir en su país, será el motor que a su vez hará de China el nuevo líder económico, político y militar a nivel internacional.

 

Por Martín Diaz

 

Bibliografía

• Friedman, T. L. (2 de Octubre de 2012). “China Needs Its Own Dream”. The New York Times, pág. A27.
•Caño, A. (8 de Junio de 2013). “Xi garantiza a Obama que el ascenso de China será pacífico”. El País.
•Comunista, L. (Julio-Agosto de 2011). “La quinta generación china según Henry Kissinger”. El Internacionalismo.
•Gobierno de Santa Fé (Mayo de 2013). “China”. Recuperado el 30 de Agosto de 2013. Disponible en: http://www.santafe.gov.ar/index.php/web/content/download/167210/813329/file/Informe%20China.pdf
•Observatorio Asia-pacífico. “El Sueño Chino”. Universidad Jorge Tadelo Lozano. Recuperado el 3 de Septiembre de 2013. Disopnible en: http://asiapacifico.utadeo.edu.co/wp-content/uploads/2013/08/El-Sueño-Chino-Godoy.pdf
•Stout, K. L. (7 de Julio de 2013). Is Xi Jinping’s ‘Chinese dream’ a fantasy? . CNN news.
•Pierre, H. (2013). The End of the Chinese Dream: Why Chinese people fear the future. Perspectives Chinoises , 113-114.
•Xiaoning, S., & Feiping, D. (21 de Marzo de 2013). Pursuing the chinese dream. Beijing Review , 26-29.